Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Excura de Los Santos ahora es funcionario de Contraloría con salario de $3,300

Hernández al dejar el sacerdocio dijo "que nadie es culpable, ni una mujer o un hombre, ni una joven (como se ha llegado hasta decir por ahí), ni el clero, ni mi obispo"

Por: Luis Avila / Para Crítica -

Pablo Hernández, un chitreano que en 2017 dejó el sacerdocio siendo el párroco de la Iglesia de La Villa de Los Santos, vuelve a levantar polémica.
El pasado 7 marzo, Hernández fue nombrado en la Contraloría General de la República de Panamá en un cargo a que aspiraban a llegar otros funcionarios de carrera y que por antigüedad dicen tener mayor mérito
Hernández ocupa el cargo de subdirector nacional de Contraloría con un salario de 3,300 dólares, incluyendo gastos de representación, detalla la página web de la institución
Publicidad
Sin embargo, al llamar a esta institución para constatar de la presencia de Hernández en la Contraloría se informó que el mismo fue nombrado como subdirector nacional de planificación
Funcionarios que pidieron reserva de su nombre afirman que se trata de un nombramiento por amistad entre el ex sacerdote y el Contralor, Federico Humbert.
Hasta el cierre de esta nota, Hernández no se comunicó con este medio a pesar de que se le dejó el número de celular para que respondiera algunas interrogantes
A través de un vocero, Hernández manifestó que se encontraba dictando unos seminarios y que cuando se desocupaba se comunicaba con nosotros
En septiembre de 2017 el ex sacerdote comunicó a en la Iglesia de San Atanasio en La Villa de Los Santos, su decisión de dejar el sacerdocio
“Quiero seguir a Jesús de otra manera. Ojalá me crean que nadie es culpable, ni una mujer o un hombre, ni una joven (como se ha llegado hasta decir por ahí), ni el clero, ni mi obispo. Nadie me saca”, dijo Pablo quien con el pacífico tono de los curas dejaba en una sola pieza a su feligresía
Contenido Premium: 
0