Se encuentra usted aquí

Block title
Block content

Consumidores deben exigir calidad

Por: Por: Abilio Abel González López Comunicador social -

En algunas ocasiones se escucha que un producto o servicio "es de buena o mala calidad".

Cualquier establecimiento comercial dispone de una oferta muy amplia de productos o servicios, para que el consumidor elija lo que desee y cada vez con mayor probabilidad, realizará un análisis preciso de la relación calidad-precio. Escogiendo el producto o servicio que más le interese, y en cualquier caso, rechazando aquellos que no reúnan los requisitos mínimos de calidad.

Publicidad

Sobre la calidad de lo que se adquiere, los compradores son los que tienen la última palabra, pues son los que deciden si los compran o contratan.

La calidad, pues, surge como resultado de una actividad que nace y muere en el consumidor. Por tanto, se puede concluir que es la capacidad de determinado bien o servicio para satisfacer las exigencias para las que fue creado, y puede medirse mediante un índice de satisfacción del consumidor o usuario.

Esto nos hace entender que el nivel de calidad de los productos y servicios en el mercado depende de lo que exijan los consumidores.

Un consumidor exigente promueve que los proveedores sean cada vez más eficientes y por ende, ofrezcan productos y servicios de calidad. Por el contrario, un consumidor pasivo y conformista promoverá la ineficiencia y las constantes irregularidades en el mercado.

Es importante que al contratar determinado servicio, los clientes puedan contar con suficientes elementos y alternativas para que en caso de incumplimientos y otras irregularidades que ocurran, puedan desligarse de las empresas que brindan esta mala atención. En pocas palabras, si un proveedor incumple, usted decida cancelar este servicio que no reúne la calidad que le prometieron.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title