Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Problemas en caseríos

Autoridades locales y de Salud recorrieron estos asentamientos ante la preocupación por la forma en que viven estas familias. Mayra Madrid

Por: Mayra Madrid Chiriquí -

Las autoridades de Salud en la provincia de Chiriquí han catalogado como preocupante la condición en la que viven más de 350 personas en los caseríos de Bajo Chiriguagua, en el distrito de Alanje.

La directora médico regional del Ministerio de Salud (Minsa), Gladys Novoa, y el representante del corregimiento de El Tejar, de Alanje, Rodrigo Rodríguez, recorrieron estos caseríos ante la preocupación que existe en la forma en que viven estas familias.

Publicidad

La Dra. Novoa reconoció como preocupante las condiciones ambientales, sanitarias y socioeconómicas de unos 50 hogares, ubicados sobre la antigua ruta del ferrocarril de Chiriquí, que actualmente se han convertido en asentamientos informales.

“Estudiamos la manera de solucionar definitivamente los múltiples problemas que afectan a los moradores de Bajo Chiriguagua, y esto solo se logrará con viviendas dignas y servicios básicos”, manifestó Novoa.

Por su parte, el representante de El Tejar, de Alanje, aseguró que las autoridades locales e institucionales del Estado están comprometidas en mejorar las condiciones de estos asentamientos de Bajo Chiriguagua, pero advirtió que primero se deben legalizar los terrenos de este asentamiento informal.

El técnico de saneamiento ambiental, Franklin Sánchez, indicó que la instalación de un acueducto rural mejoró considerablemente la salud de los moradores, principalmente disminuyendo considerablemente las infecciones gastrointestinales entre los infantes.

Agregó que el pasado mes, en el sector de Bajo Chiriguagua residían 127 infantes, 20 adolescentes y 148 adultos, población que aumenta durante la zafra.

.

Contenido Premium: 
0
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content