Se encuentra usted aquí

Block title
Block content
Block title
Block content

Buena alimentación previene piedra en la vesícula

Evitar la ingesta excesiva de grasas y de carbohidratos puede disminuir considerablemente la posibilidad de tener piedras o cálculos en la vesícula.

Por: Marlene González mgonzalez@epasa.com -

Evitar la ingesta excesiva de grasas y de carbohidratos puede disminuir considerablemente la posibilidad de tener piedras o cálculos en la vesícula y en las vías biliares, así lo explica el gastroenterólogo Enrique Adames.

El galeno afirma que es importante entender que esta condición con una buena alimentación se puede prevenir, y entre las recomendaciones que ayudarán a eliminar cualquier posibilidad de padecer de cálculos en la vesícula están:

Practicar estilos de vida saludable

El sedentarismo es una de las mayores causas de enfermedades, practicar un estilo de vida saludable donde se incluyan actividades físicas, permitirá que tu cuerpo se mantenga sano y sin dolencias. Realizar 30 minutos de actividad física diariamente, por lo menos cinco días a la semana

Bajar de peso gradualmente

Si se encuentra en un estado de obesidad podría estar en alto riesgo, no solo de cálculos en la vesícula, sino también de enfermedades como la diabetes, hipertensión, daños osteoarticulares, entre otros.

Publicidad

Llevar una dieta balanceada

Esta es una de las recomendaciones que siempre debemos seguir, ya que es la base principal de nuestra energía y salud, es necesario comer alimentos con fibra e incluir frutas, vegetales y granos integrales.

Evitar a toda costa el consumo de sodas, frituras y carbohidratos refinados.

Ahora, si ya la está padeciendo, el paciente tiene muy buenas opciones para eliminarla, entre ellas mediante un dispositivo utilizado para visualizar directamente la vía biliar, siendo así una opción menos invasiva para los pacientes que padecen de esta condición.

El Dr. Adames, comenta que el proceso se realiza con un coledocoscopio, que permite evaluar internamente las vías biliares, para fragmentar con un láser las piedras y así poder extraerla. Esto evita cirugías de alta complejidad, estancias hospitalarias prolongadas e inclusive internación en terapia intensiva.

.

Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content
Block title
Block content